Comunicación Alternativa // ISSN 2145-390X

¡ES URGENTE Y NECESARIA A LA OPOSICIÓN POLÍTICA A LA MASACRE ISRAELÍ CONTRA EL PUEBLO PALESTINO!


brigadasantiimperialistas@hotmail.com brigadasantiimperialistas@hotmail.com brigadasantiimperialistas@hotmail.com

...Al pueblo colombiano le corresponde elevar la oposición política a este criminal ataque, a los Estados terroristas de Israel y estados Unidos. E igualmente expresar la más poderosa solidaridad con los hermanos palestinos que mantienen su dignidad levantándose con verdadera dignidad con las pocas armas a su mano, incluso simples piedras. El ataque a Gaza no es contra Hamas, es contra todos los palestinos, y es un ataque a los pueblos del mundo. Con justicia son miles y miles los que se han manifestado de manera militante en ciudades y pueblos de todos los continentes contra este oprobioso ataque al pueblo palestino. Es urgente y necesario emular este ejemplo aquí y ahora.

Tu silencio me duele
Tanto como la vida
Tanto como el tiempo
Tus palabras me sostienen
Tanto como la tierra
Tanto como el cielo.
—Mahmud Darwish (poeta palestino, 1941-2008)

¡Es urgente y necesaria la oposición política a la masacre israelí contra el pueblo palestino!

No podemos permanecer impasibles ante este nuevo crimen contra el pueblo palestino. Una nueva masacre, la peor en décadas, ha iniciado desde el mediodía del sábado 27 de diciembre; el Estado sionista de Israel con la aprobación y respaldo de los imperialistas yanquis que le suministró los aviones de guerra F-16 y los helicópteros Apache a su perro de presa en el Oriente Medio.

Hasta esta madrugada, hora de Colombia, la cifra de muertos pasaba de 360 y los heridos eran ya más de 1.700, la mayoría de ellos civiles, incluyendo niños y ancianos. Incluso la armada sionista semidestruyó y secuestró esta mañana la pequeña embarcación “Dignidad” que llevaba casi 4 toneladas de medicinas hacia Gaza, y con 15 pasajeros de 11 países distintos.

Parece que Israel tiene la intención de celebrar el final de los 60 años de su existencia de la misma manera que se estableció: perpetrando masacres contra el pueblo palestino. En 1948 la mayoría de la población originaria palestina sufrió una limpieza étnica y fue expulsada de sus hogares y de su tierra, en parte por medio de masacres como la de Deir Yassin; hoy, los palestinos de Gaza, la mayoría de los cuales son refugiados, ni siquiera tienen la posibilidad de refugiarse en algún lugar. Encarcelados tras los muros del gueto y a punto de morir de hambre a causa de estar sitiados, son blanco fácil del bombardeo indiscriminado israelí.

A Israel y sus áulicos no les importa la verdad, como no les importa un pito la vida de civiles ni el Derecho Internacional. Estados Unidos e Israel justifican la masacre de Gaza por el hecho de que la resistencia palestina contra la ocupación lance misiles Qassam de fabricación casera contra las poblaciones israelíes aledañas a Gaza, que causaron la muerte de una israelí la semana anterior.

Lo que oculta la propaganda sionista, es que los palestinos de Gaza vienen muriendo en silencio los últimos meses, privados de comida y medicinas (no hay siquiera tinta ni papel para hacer los textos escolares), por culpa del bloqueo de dos años adelantado por Israel contra el millón y medio de habitantes de Gaza, la mayoría refugiados, que viven en un verdadero campo de concentración (al peor estilo nazi) al aire libre.

En septiembre de 2006, el periódico de Londres The Independent publicó un informe en primera página sobre las muertes de niños en Gaza (“Gaza: los niños asesinados en una guerra sobre la que el mundo no quiere saber nada”) que se centraba en las muertes de civiles palestinos en la franja de Gaza durante una operación militar a gran escala de las fuerzas israelíes de ocupación, denominada “Operación Lluvia de Verano” que asesinó al menos a 153 palestinos en junio-julio de 2006. Noventa y seis de las víctimas eran civiles desarmados, incluyendo al menos a 31 niños. El hecho de que civiles desarmados llevaran la peor parte de los ataques sionistas ilustra claramente el nivel de fuerza letal excesiva que los sionistas emplean permanentemente contra los civiles palestinos.

Estas son las noticias a las que nunca se les da preponderancia en la televisión. Revelan, por si nos quedaba alguna duda, que lo ocurrido desde este sábado en Gaza es un crimen de lesa humanidad, una masacre premeditada que no puede ser justificada bajo ninguna excusa. Esta vez, en medio de las festividades de fin de año, la prensa ha dado información sobre esta nueva masacre, pero centrando en los informes oficiales israelíes. Sin embargo, el cerco de mentiras logra romperse de diversas formas.

Como lo señala el Servicio Noticioso Un Mundo Que Ganar (“Gaza: Al borde del precipicio”, 24 de noviembre de 2008) “Lo que Israel está haciendo a los habitantes de la franja de Gaza, no de a uno por uno sino en escala general, al mantenerlos al borde de morirse de hambre… [Por culpa de los ataques sionistas] Gaza carece casi completamente de luz, paralizadas las unidades de cuidado intensivo de sus hospitales, obligada a escoger entre usar diesel para proveer agua potable o para sacar al mar las aguas negras sin tratar…

En 2005 cuando el estado sionista terminó su ocupación de Gaza y su dominio militar directo sobre esa franja del desierto, guardó para sí el control completo sobre sus fronteras terrestres, marítimas y aéreas. Destruyó sus huertas frutales con buldóceres blindados, bloqueó el puerto de pesca, cortó el suministro de insumos y productos para fábricas y otros negocios, y prohibió a la mayoría de la población el derecho de trabajar y hasta de marcharse. Como resultado, aproximadamente un millón de los 1.5 millones de habitantes de Gaza dependen de la distribución de alimentos por la ONU. El organismo de la ONU cerró sus centros principales de distribución a mediados de noviembre por falta de provisiones… Está claro que la política del gobierno israelí es de mantener en desesperación y sin esperanzas a la población de Gaza…

Un informe aún secreto de la Cruz Roja Internacional, una parte del cual fue filtrada a la prensa, “describe el efecto ‘devastador’ del sitio que impuso Israel tras la toma de poder de Hamas en junio de 2007 y indica que la caída dramática en condiciones de vida ha provocado un cambio de dieta que perjudicará a largo plazo la salud de los que viven en Gaza y ha causado deficiencias alarmantes de hierro y las vitaminas A y D” (The Independent, 15 de noviembre)…

Las metas políticas israelíes para el cierre no son ningún secreto: doblegar a la población de Gaza a la voluntad sionista. Es ilegal incluso por los motivos que los funcionarios israelíes declaran al mundo: ‘Las fronteras están cerradas por los constantes lanzamientos de proyectiles’ (Reuters, 18 de noviembre). Infligir el castigo colectivo a todos los habitantes de Gaza, por los poquitos proyectiles que caen en las dunas de arena en Israel y de vez en cuando en la ciudad de Ashkelon cerca de Gaza, va en contra de la IV Convención de Ginebra. Pero, por supuesto, ningún gobierno occidental quiere que sean procesados los funcionarios israelíes junto con los serbios y africanos por crímenes de guerra en el tribunal internacional de La Haya.

Estados Unidos y las potencias europeas aprueban los actos israelíes porque aprueban sus metas: aplastar la resistencia palestina y en particular quebrar a Hamas, el partido fundamentalista islámico que ganó las elecciones parlamentarias en 2006 cuando Israel y sus patrocinadores esperaban que ganara la más acomodaticia Organización para la Liberación de Palestina (OLP). Los gobiernos democráticos occidentales aprueban el castigo colectivo a los habitantes de Gaza por votar por Hamas.

Al mismo tiempo, es una situación compleja. A Hamas le interesa más el dominio islámico que la autonomía palestina, sin hablar de la verdadera liberación. El ritmo del estrangulamiento intermitente israelí de Gaza obedece a las negociaciones intermitentes entre Israel y Hamas, y también entre Israel y la OLP… Algunos observadores creen que lo que motiva las acciones armadas de los dos lados es presionar a cada quien en preparación para más negociaciones…

Si un solo israelí sale perjudicado por los actos de un palestino, se arma un lío mayúsculo, castigan a toda la población palestina, y la ‘comunidad internacional’ lo considera justo. Pero aunque Israel y el régimen de Mubarak pueden matar a todos los africanos que les dé la real gana, ningún gobierno o medio de prensa grande del occidente ni siquiera presta atención. Aprueban por igual el asesinato en cámara lenta (y muchas veces al instante) de palestinos por Israel; el Occidente no se ha molestado ni siquiera para presentar una queja formal contra la decisión israelí de prohibir la entrada de periodistas, médicos, académicos y una delegación de diplomáticos europeos para investigar las condiciones en Gaza”.

Hasta ahora el gobierno paramilitar pro-imperialista de Uribe no ha salido públicamente a apoyar la masacre sionista, como lo hizo ante el inicio de la violación imperialista a Irak, pero el apoyo es evidente, habida cuenta de la estrecha relación con el Estado sionista que entrena y arma a las fuerzas militares y paramilitares. Por su parte, al pueblo colombiano le corresponde elevar la oposición política a este criminal ataque, a los Estados terroristas de Israel y estados Unidos. E igualmente expresar la más poderosa solidaridad con los hermanos palestinos que mantienen su dignidad levantándose con verdadera dignidad con las pocas armas a su mano, incluso simples piedras. El ataque a Gaza no es contra Hamas, es contra todos los palestinos, y es un ataque a los pueblos del mundo. Con justicia son miles y miles los que se han manifestado de manera militante en ciudades y pueblos de todos los continentes contra este oprobioso ataque al pueblo palestino. Es urgente y necesario emular este ejemplo aquí y ahora.
¡De norte a sur, de oriente a occidente, unir las luchas del pueblo!
¡La lucha del pueblo palestino por su liberación es también nuestra lucha! ¡Apoyemos la lucha por una Palestina libre!


Brigadas Antiimperialistas —30 de diciembre de 2008
http://www.brigadasantiimperialistas.net

MITIN.
Este 31 de diciembre a las 12:30 se realizará en Bogotá frente a la embajada del Estado sionista de Israel (carrera 7ª con calle 35)

 

 

Si usted desea pautar en nuestra página web y/o redes sociales escribanos a dispronatural@gmail.com