Comunicación Alternativa // ISSN 2145-390X

CRONICA DE UNA DISPUTA DE MAFIOSOS

Por: Carlos Julio Buitrago.
Fecha de publicación: 20 de mayo de 2014.


http://juliandesigner.files.wordpress.com/2014/05/foto_semana_elecciones_2014.jpg
La cúspide de mafiosos arando y usufructuando el poder.

Cualquier día, un ilustre Coronell reveló que unos mafiosos le habían pagado a otro mafioso en el poder, una suma nada despreciable de dos millones de dólares para negociar algún torcido. La periodista Rueda, denunció a otro mafioso que fue ministro, de haber favorecido a otro mafioso de Interbolsa. Ante estos hechos, un tal JJ Rendón renunció a su cargo como estratega general de la campaña del mafioso que está en el poder. Tres días después, fue arrestado un hacker o espía chuzador, quien hacía guerra sucia contra la campaña del mafioso en el poder y quien tenía entre sus clientes al mafioso que fue ministro. Al día siguiente, un reconocido pero ilustre ladrón de Invercolsa, en una columna de su periódico responsabilizó al mafioso en el poder y a su hermano Kike del atentado contra su vida. Ese mismo día un esbirro del exministro mafioso, renunció después de que se revelara una visita suya con el hacker al noticiero de Radio Casa de Nari. El jueves el capo de capos, expresidente de Macondo, hoy senador, acusó al mafioso en el poder de haber recibido 2 millones de dólares de J.J Rendón en su campaña de 2010. El viernes la campaña del mafioso en el poder, demandó al capo de capos por injuria y calumnia.

Los macondianos desconcertados y hastiados por todo este fuego cruzado no tienen claro qué es verdad y qué no. Todo se mezcla con todo. Uno de los protagonistas principales, J.J. Rendón, había trabajado tanto para el capo de capos como para el mafioso en el poder. El espía chuzador trabajaba para el exministro mafioso, pero también había trabajado con Rendón. Este señor se encarga de la propaganda negativa del adversario, que ha servido para las elecciones de alcaldes, parlamentarios y gobernadores. El mafioso en el poder siempre ha reconocido el talento de Rendón, a tal punto que en su actual campaña a la reelección, a pesar de estar consciente de la controversia que despierta el personaje, lo volvió a contratar. El cuento de los 12 millones de dólares cayó como anillo al dedo para la sucia oposición de la extrema derecha a pocos días de la elección. Pero la torta se le volteó al mafioso que fue ministro y quiere ser Presidente. El allanamiento de una oficina clandestina de interceptaciones ilegales y el arresto del espía chuzador, evidenció que éste habría hackeado a múltiples personalidades relacionadas con el proceso de paz “y posiblemente al mafioso en el poder”. Pero la verdadera “hecatombe” vino cuando se supo que uno de los clientes del espía chuzador era la campaña del mafioso que fue ministro.

El expresidente y capo de capos, para echarle más leña al fuego, denunciaba a la primera campaña del mafioso en el poder por haber recibido 2 millones de dólares de J.J. Rendón para pagar deudas. Maquiavélicamente asociaba esa presunta donación con los supuestos 12 millones que los traquetos Comba y el Loco Barrera le habrían dado al venezolano. El capo de capos vociferó, juró y mordió tierra pero no aportó ninguna prueba. Como se suponía, no va a haber evidencias de ninguna clase, sino simplemente alharacas viscerales, que le han hecho daño a la campaña del mafioso en el poder pero que no va a acabar en nada. Hasta ahí, lo único claro es que la anterior campaña del mafioso en el poder está acusada de dineros calientes y la actual campaña del mafioso que fue ministro, de espionaje y chuzadas. Lo de los dineros calientes no está probado y lo del espionaje sí. La oficina del espía chuzador es más comprometedora para los amigos del capo de capos, pues el hacker es un fanático enemigo a muerte del proceso de paz. Sus trinos, “quiero matarlos a todos”, y “me gusta el olor a muerte”, revelan un perfil de sicópata, y por eso es sospechoso que hubiera sido contratado por la campaña presidencial del mafioso que fue ministro. 

Por otra parte, los medios de comunicación abrieron su circo “para llevar las últimas incidencias de esta guerra sucia a sus oyentes, lectores y televidentes”, y de paso, dirigir la opinión hacia uno de los dos mafiosos que quiere ser el Presidente de Macondo, invisibilizando a los demás candidatos. Esa es Locombia y su gente, barras bravas alimentando esta sucia farsa electoral.

Si usted desea pautar en nuestra página web y/o redes sociales escribanos a dispronatural@gmail.com