Comunicación Alternativa // ISSN 2145-390X

RAZONES DEL TROPEL EN LA UPN

Por: Movimiento Jaime Bateman Cayón (Universidad Pedagógica).
Fecha de publicación: 18 de abri de 2013.


Movimiento Jaime Batemán Cayón en la Universidad Pedagógica. Foto: Archivo.

El Movimiento Jaime Bateman Cayón, en consideración de la situación actual del país y por tanto de las condiciones en las que se encuentra la Universidad Pedagógica Nacional, convocó a la comunidad universitaria (estudiantes, trabajadores y docentes), a que manifestaran su inconformismo, orgullosa y contundentemente en lo que aquí se conoce como “tropel”. El siguiente comunicado expone cuáles son los motivos por los que se realiza la acción.

Por la universidad.

· Presupuesto: Más que ser un tema recurrente, se trata de una verdad concreta que está afectando directamente a la comunidad universitaria. El presupuesto general de la Universidad, que se distribuye en el pago de funcionamiento administrativo, el pago a funcionarios y entre las distintas facultades, se redujo sustancialmente. Estamos autofinanciandonos aproximadamente en un 50% del costo total del funcionamiento anual, y cada nuevo periodo es peor. Todo este déficit impuesto por la negligencia e ineptitud, repercute directamente en las actividades académicas, el impulso a investigaciones, salidas de campo, apoyo a estudiantes en escenarios académicos externos a los propios de la universidad, publicaciones y contratación de docentes. Por otro lado se redujo la cantidad de cupos para el beneficio del almuerzo, cada vez somos más los que tenemos que distribuir el poco dinero que tenemos entre fotocopias, comida y transporte en medio de una universidad que se asfixia económicamente por mantenerse en pie.

· Docentes y Trabajadores: el semestre empezó con el problema de siempre, no se contrataron interpretes para la comunidad sorda ¡Qué irrespeto señor Orozco! A esto se suma un fenómeno que ha venido ocurriendo en los últimos años, se trata de la contratación desproporcional de profesores catedráticos con relación a los profesores de planta… aún peor, algunos de ellos ni siquiera son profesores. La universidad se ha ido quedando sin maestros con trayectoria, por falta de apoyo o incentivos para los docentes. En cuanto a los trabajadores hay algo que poco se ha problematizado, se trata del cambio arbitrario del cuerpo de seguridad de la Universidad, quienes cuentan con perros antiexplosivos, mayor número de vigilantes y armas de fuego ¿A quién le son útiles esas medidas de seguridad? Por último, los trabajadores del aseo y la cafetería son cada vez menos y muy pocos de ellos se les protege y permite el derecho a sindicalizarse; la mayoría de ellos están subcontratados. Todo esto nos parece un abuso inaceptable por parte del órgani administrativo de la universidad, que indirectamente ha fracturado las vinculaciones oranizativas y reivindicativas entre estudiantes, docentes y trabajadores.

· Infraestructura: que no se nos olvide Valmaría, el “eterno proyecto”, que inició con el traslado de la Facultad de Educación Física en el 2007; ya vamos para seis años, sin tener más que unas denigrantes casas prefabricadas empleadas como salones. Además tenemos una biblioteca sin libros. Una enfermería a punta de acetaminofén. Escasez de pupitres y medios materiales para las clases. “La Casita de Biología” se nos cae. Las tuberías del baño del A infestadas de ratas y palomas muertas. La sede del Parque Nacional con problemas de salubridad. Y ante todo esto, la administración de Orozco responde con una capa de pintura, unas cuantas baldosas nuevas y con el arriendo de 100 millones al mes para el edificio administrativo en la Calle 79. Sentenciaría la Ley de Murphy: lo malo puede empeorar.

· Amenazas: A la UPN le ha tocado duro en los últimos meses; hemos recibido amenazas, pretendiendo con ello suprimir el espíritu crítico y rebelde de la universidad. Empezando por el finado Víctor Carraza, el pestilentes "zar" del paramilitarismo, el mismo que prometió al sector de la 72, mafioso y corrupto, que iba a sacar a la UPN a donde no pudiera interrumpir los gemidos de la economía nacional. Los paramilitares amenazando estudiantes, organizaciones y profesores no sólo en la Pedagógica, sino también en otras universidades del país; la Policía, una institución podrida, que tortura y arremete con sevicia contra su propio pueblo, por cierto, en dos semanas exactamente se cumplen 14 años de la creación del ESMAD, el cuerpo de represión popular por excelencia, “vamos a demostrarles cuanto los apreciamos”.

· Educación Digna: el sistema de educación bajo el cual estamos, va en contravía de la dignidad humana. Se ha triplicado la cobertura en cantidad de estudiantes matriculados, pero el presupuesto sigue siendo el mismo que el de hace 20 años. La mayoría de jóvenes que salen expectantes ante la educación superior como prerrequisito para el mundo laboral, tienen que vincularse a la santa entidad financiera del ICETEX para endeudarse en una universidad privada, hipotecando el sueldo que aín ni siquiera tienen. En lo que parece un acto de harakiri por parte de la universidad, se han venido ofreciendo cursos a profesionales y técnicos para otorgarles la licenciatura en pocos semestres. En la Universidad Pedagógica no existen espacios realmente democráticos para la construcción amplia de la universidad (función y participación social, programas curriculares). Tenemos que limitarnos a escuchar la rendición de cuentas en la Cámara de Comercio de Bogotá y esperar un comunicado espontáneo de lo que pasa, todo porque el señor Orozco ni siquiera se dirige pública y personalmente a la comunidad universitaria. ¿Pero cómo se va a dirigir a la comunidad universitaria? Tiene que ingresar escoltado a su propia universidad... Compas, se vienen tres momentos decisivos para el futuro de la UPN: el primero de ellos es la Reforma al Manual Estudiantil, que busca prohibir las chazas, aumentando los procesos disciplinarios para quienes participen en marchas, mítines y bloqueos... en fin quiere hacer de los y las estudiantes, entes apolíticos que no les valga nada lo que pasa con su universidad. El segundo, es el Estatuto Único Docente, que se debate entre la propuesta hecha desde Fecode y la pretendida por el gobierno, ese mismo que menosprecia nuestra profesión como educadores. Y por último, la reforma a la Ley 30, que no sólo ha desplegado movilizaciones colosales, sino que será en ultimas la que determine la función de las instituciones de educación superior y de la educación profesional pública del país.

Por el país.
· El paramilitarismo y el narcotráfico se han mediatizado para que sean aceptados en la sociedad. Se ha enquistado en los puestos de gobierno, que van desde el matarife ex presidente, senadores, medios de comunicación y otros enemigos de la paz. Ahora con una noticia que nos enerva, un gendarme de la oligarquía, el general Óscar Naranjo, el mismo galardonado por ser el “mejor policía del mundo” por encubrirle las triquiñuelas a los narcotraficantes y servir como perro guardián de paramilitares de corbata, suena como posible candidato presidencial del Puro Centro Democrático, el partido del uribismo y de la “cultura de la motosierra”. 

· El Ejército Nacional escudriña sus crímenes con el fuero penal militar. Se siguen cometiendo “falsos positivos"; se sigue arremetiendo con sevicia contra nuestros campesinos e indígenas, como lo evidenciamos en el periodo pasado de protestas campesinas, ante las cuales no se han cumplido los acuerdos y exigencias pactadas. Y es que no se dan cuenta de que esa miseria, esa hambre que condena a nuestros compatriotas es consecuencia de los acuerdos canallas y criminales a nivel comercial, los mismos que ofertan la economía nacional ante cualquier baratija extranjera. Ya es casi un año de vigencia del TLC con EE.UU, y ¿dónde está la promesa del desarrollo, por la cual se ha asesinado, robado y mentido por décadas?
 

· El Movimiento Jaime Bateman Cayón, como organización político-militar revolucionaria, está comprometida con una Colombia en paz con justicia social y vida digna. Por ello nos sumamos a los vientos y proclamas de paz que se han venido gestando en los últimos meses. Ante el tema nos hemos pronunciado en varias oportunidades y lo seguiremos haciendo. Lo que queremos dejar claro es que aún siendo herederos de la historia y profetas de la paz, seguimos en la jodienda, seguimos y seguiremos combatiendo, porque la paz no se firma, se construye. Para ello es menester que confluyamos con madurez política a la tarea que nos propone el momento histórico por el que atraviesa el país y el continente.


Aprovechamos este espacio para saludar a los demás proyectos y organizaciones que están comprometidos con esta tarea.

La guerra social sigue y por ello es necesario que el país entero sienta la fuerza de la juventud revolucionaria, viva y combatiente; demostremos con estallidos de dignidad y rebeldía que somos agentes importantes en la construcción de un país mejor. Así es, compas, somos el futuro de Colombia, con cada paso que demos estaremos venciendo, porque la única derrota hoy es no seguir luchando. Nuestro compromiso con la universidad sigue siendo el mismo, el compromiso revolucionario. Proponemos una Universidad abierta al debate, donde los estudiantes tomemos el papel que nos corresponde: al frente y combatiendo... porque más que vigente, la revolución es necesaria, y la revolución es una fiesta, en donde debemos estar todos y todas, con afecto y berraquera. Los invitamos a creer que cambiar esta vaina si es posible, a combatir los sectarismos y los protagonismos, porque unidos todo, sin ustedes nada.

¡Vamos al comBATE-MAN! - ¡Amando Venceremos!


Si usted desea pautar en nuestra página web y/o redes sociales escribanos a dispronatural@gmail.com