Comunicación Alternativa // ISSN 2145-390X

DESDE AYER RIGE DE NUEVO TOQUE DE QUEDA PARA MENORES DE EDAD EN MOSQUERA

Por: GACR
Fecha de publicación: 24 de marzo de 2012.

Sin contemplar las propuestas que los jóvenes y sus organizaciones representativas le realizaron al alcalde de Mosquera (Cundinamarca), Nicolás García, en el marco de los encuentros para formular el plan de desarrollo, la administración del vecino municipio ha decidido decretar desde el día de ayer el inicio del toque de queda para menores de edad. La política represiva que representa la ejecución de un toque de queda para menores de edad desdice de los derechos que todos los ciudadanos tienen, entre ellos el de libre movilidad y desarrollo de la personalidad. Aunado a ello, la política, que impide el uso de los espacios nocturnos por parte de jóvenes, tiende a criminalizar a quienes caen en la redadas policiales, cuyo máximo resultado concreto, como se ha evidenciado en poblaciones vecinas como Funza, es el número de jóvenes inmovilizados, lo que refleja la falta de apoyo gubernamental para responder a las necesidades básicas de los jóvenes, tales como salud, nutrición, recreación, educación, entre otras. No se entiende, así mismo, cómo una alcaldía que promueve la inclusión social no proyecta el futuro de los jóvenes, y en vez de apoyarles en la realización de sus actividades o eventos culturales, se los niega, como sucedió hace una semana cuando en una actitud hipócrita canceló, dos días antes de la realización del Festival In La’Kech, el préstamo del espacio en donde se desarrollaría el evento. Los jóvenes de Funza y Mosquera propenden por mejorar la calidad de vida de toda la comunidad, y el nulo apoyo que sienten, en especial de parte de la alcaldía de Mosquera, impide la óptima realización de tan buenos proyectos. En vez de agilizar la puesta en marcha de presupuestos participativos, de convocatorias para la realización de proyectos, de eliminación de talanqueras diplomáticas en la gestión de espacios y recursos, Mosquera da un nuevo paso hacia la ignominia de la ciudadanía con su implementación del toque de queda para menores de edad que inició ayer en la noche.

 

Mientras esto sucede, las organizaciones juveniles de Funza siguen esperando respuesta del burgomaestre local, sobre la carta que presentaron en días anteriores y donde exponían su punto de vista sobre el toque de queda que aplica en el municipio para menores de edad. Las organizaciones de estos dos municipios proponen la realización de cabildos abiertos con todas las partes involucradas, menores de edad, padres de familia, instituciones, etc., que permitan decidir democráticamente la implementación o no de estas políticas represivas; así mismo llaman la atención a las administraciones públicas para que agilicen la implementación de políticas públicas de juventud en sus municipios, así como la conformación de sus respectivos consejos de juventud. El toque de queda no beneficia en nada a la comunidad, sólo es una parte más del complejo aparataje de represión que pretende abolir libertades y derechos conquistados por la población civil.


Si usted desea pautar en nuestra página web y/o redes sociales escribanos a dispronatural@gmail.com