Comunicación Alternativa // ISSN 2145-390X

LOS CORTEROS EN PARO NO SON CULPABLE DEL ALZA DE LA GASOLINA.

No somos culpables del alza de la gasolina”, dicen los dirigentes del paro de los corteros del Valle del Cauca

 

La situación sigue invariable y las negociaciones en punto muerto—

 

 

Agencia de Información Laboral ENS.
23 septiembre de 2008

 

Daniel Aguirre, Secretario General de Sinalcorteros, sindicato que junto con Sintaltrainal y el Movimiento 14 de Junio lideran el paro de los corteros de la caña de azúcar en el Valle del Cauca, se mostró extrañado por la actitud del gobierno y algunos medios de comunicación que señalan el paro de los corteros como el causante de la anunciada alza de la gasolina debido a la parálisis de la producción de etanol.

 

Están diciendo que el paro de nosotros es el culpable del alza de la gasolina, y eso no es exacto. Es sólo una disculpa para poder subir el precio de la gasolina. Hace dos meses no estábamos en paro, y el barril de petróleo en el mercado internacional estaba en 140 dólares. ¿Por qué ahora, que el barril rebajó a 96 dólares, no rebaja también el precio de la gasolina en Colombia? ¿Por qué ahora la quieren subir y le achacan la culpa de eso al paro de los corteros, que lo único que estamos reclamando es que laboral y salarialmente tengamos un trato más justo”, opinó el señor Aguirre; opinión que coincide con la de la Asociación Colombiana de Automovilistas, entidad que, en representación de los propietarios de vehículos particulares, alertó sobre lo que consideran una “falacia” del Gobierno Nacional para justificar el alza de la gasolina.

 

 

El Gobierno intenta hacernos creer que es gracias al etanol que el precio de la gasolina no aumenta aún más. Según esa lógica, a mayor cantidad de etanol mezclado, más beneficiado se verá el bolsillo del consumidor, falacia con la que se empieza a justificar el ya anunciado incremento al 12% para el 2009, aumento que ningún carro en Colombia resiste, y menos el del 20% para el 2012, a la vez que se presentan los reclamos de los trabajadores de la caña como un atentado al bolsillo de los colombianos, que, con o sin carro, son diariamente asaltados por la vía del precio de la gasolina, que se cobra a precios internacionales como si su calidad lo justificara”, dice en un comunicado reciente la Asociación Colombiana de Automovilista, cuyo texto completo, con toda la argumentación técnica, se anexa al final de este informe.

 

 

ASOCAÑA mantiene su posición, los corteros también la suya

 

 

Luis Fernando Londoño Capurro, Presidente de ASOCAÑA, en entrevista concedida a Telepacífico, ratificó la posición que su agremiación ha sostenido desde el principio del paro, como fórmula de solución al mismo, esto es, que cada ingenio negocie por separado con los representantes legales de las cooperativas, o sea con los gerentes de éstas; propuesta que no aceptan Sinalcorteros ni Sintrainal.

 

Ambos sindicatos afirman que los gerentes de las cooperativas no son interlocutores válidos para llevar a efecto las negociaciones con los ingenios. Dicen que debe haber una negociación única del pliego de peticiones, en la que participen ASOCAÑA como gremio que aglutina a todos los ingenios, y los 14 delegados nombrados por los corteros para liderar el paro. Y recuerdan lo ocurrido en el 2005, cuando fueron los gerentes de las cooperativas las que negociaron el levantamiento del paro que los corteros realizaron aquel año, y lo que lograron fueron mínimas reivindicaciones laborales y salariales. Tanto así que sus problemas quedaron intactos, y es la razón de que ahora hayan recurrido de nuevo a un paro.

 

Situación invariable.

 

Con respecto a la situación que hoy se presenta en la región, el señor Daniel Aguirre informó que todo sigue invariable, es decir: los corteros bloqueando las vías de acceso a los siete ingenios en paro, y los efectivos de la fuerza pública en el interior de éstos controlando el orden. Pero no ha habido ninguna alteración ni se han vuelto a repetir los disturbios que se registraron el primer día, cuando hubo más de 20 lesionados en los enfrentamientos entre policías del ESMAD y los corteros en paro.

 

 

Nuestro movimiento es pacífico y es la instrucción que hemos dado a todos los compañeros corteros, para que no provoquen disturbios ni se dejen provocar. La lucha nuestra es porque se nos escuche y se nos mejore nuestra situación laboral y la calidad de vida de nuestras familias, nada más”, puntualizó el señor Daniel Aguirre, dirigente de Sinalcorteros.

 

De otro lado, en los últimos días han seguido las movilizaciones y manifestaciones callejeras, unas protagonizadas por las mujeres y los niños de los corteros en varios municipios del Valle del Cauca, y otras promovidas por los ingenios y los sindicatos de base de estos, cuyos dirigentes no apoyan el paro y sí están de acuerdo con las cooperativas de trabajo asociado que rechazan los corteros.

 

Entre tanto, los ingenios Carmelita, San Carlos, Riopaila, Risaralda y La Cabaña, siguen funcionando normalmente porque los corteros que allí laboran bajo la modalidad de cooperativas, no han decidido aun integrase al paro. Entre estos cinco ingenios producen el 20% del azúcar del Valle del Cauca, y sólo uno de ellos, Risaralda, produce etanol (el 2% de la producción nacional).

 

 

***********

 

Texto del comunicado de la Asociación Colombiana de Automovilistas:

ETANOL: OTRA PIRAMIDE

 

El gobierno nos amenaza con un aumento de 150 pesos por galón de gasolina "debido al paro de los corteros de caña en el Valle del Cauca," es decir, intenta hacernos creer que es gracias al etanol que el precio de la gasolina no aumenta aún más. Según esa lógica, a mayor cantidad de etanol mezclado, más beneficiado se verá el bolsillo del consumidor, falacia con la que se empieza a justificar el ya anunciado incremento al 12% para el próximo 2009, que ningún carro en Colombia resiste, y menos el de “mínimo el 20% para el 2012,” a la vez que se presentan los reclamos de estos trabajadores como un atentado al bolsillo de los colombianos, que, con o sin carro, son diariamente asaltados por la vía del precio de la gasolina, que se cobra a precios internacionales como si su calidad lo justificara.

 

EL ETANOL NO ES UN BIOCOMBUSTIBLE MAS BARATO, lo que sucede es que al precio de la gasolina se le cuelgan impuestos de toda clase, más del 40% de su valor real, mientras la producción de etanol, además de los subsidios estatales que recibe, no paga IVA (16%), sobretasa, (25%) ni impuesto global, pagan solamente el 15% de impuesto a la renta en virtud de la declaratoria de Zonas Francas Especiales que hizo el gobierno de los territorios donde están las plantas procesadoras de etanol, exenciones de aranceles para bienes de capital, el establecimiento del precio, la garantía de compra y los créditos Agro Ingreso Seguro que se cobran al DTF menos 2%.

 

Estos son los factores que distorsionan el precio del etanol y que les permite a sus promotores hacerlo aparecer como si fuera más barato. Sobra decir que tales gabelas las pagamos, por otras vías, con nuestro dinero,  por lo tanto afirmar que tales incrementos se deban a razones distintas al del aprovechamiento, en varios sentidos, de la coyuntura que supone el paro  y a los intereses comerciales de los productores y del mismo gobierno, es un engaño.

 

ALGUNAS CIFRAS.

 

El etanol fue la tabla de salvación para los ingenios ante la pésima negociación del TLC con Estados Unidos. Esto les permitió dejar de exportar una buena cantidad de azúcar a pérdida en los mercados internacionales, en la medida que se reemplaza caña para producir azúcar por alcohol carburante. A cuenta de esto, entre 2005 y 2006 se dejaron de producir 268.000 toneladas de azúcar, de forma tal que los ingenios ganan porque no la exportaron a pérdida y además porque el gobierno nacional les garantiza una rentabilidad con los altos precios del etanol en el mercado interno.


¿Cuánto han ganado los ingenios por esta razón?


En 2006 se dejaron de exportar 254.077 toneladas de azúcar.


Al exportarlas habrían recibido 75.968 millones de pesos.


Pero
al reemplazarla por etanol, recibieron 347.764 millones de pesos.


La diferencia es la ganancia: 171.796 millones de pesos.



Esta cifra corresponde al aumento de las utilidades netas de los ingenios, que pasaron de 167.216 millones de pesos en 2005
, a 333.022 millones de pesos en 2006.


Sólo para poner un ejemplo, los cinco ingenios que producen etanol, entre ellos los tres del grupo Ardila Lulle, ganaron así:


Utilidades netas de los ingenios, 2005 – 2006.
Millones de pesos
:


INGENIO...................... 2005...................... 2006


INCAUCA..................17.269...................
...49.580

PROVIDENCIA.........21.958.......................44.129

RISARALDA...............16.436.....................27.635

MAYAGUEZ................24.807.....................39.320

MANUELITA...............28.648......................42.871

Estas cifras son elaboradas por el Centro de Estudios del Trabajo, Cedetrabajo, con fuentes oficiales.

 

Fernando Márquez M.

Director Ejecutivo
Sociedad Colombiana de Automovilistas S.C.A.

 


Si usted desea pautar en nuestra página web y/o redes sociales escribanos a dispronatural@gmail.com