Comunicación Alternativa // ISSN 2145-390X

EL IDPAC VICTIMA DE LA MERMELADA

Por: Comunicadorxs Populares / Radicales Libres / F. Sakina Iwoka (Artículo 4)
Fecha de publicación: 20 de enero de 2014.

http://3.bp.blogspot.com/-ZPFzKfFv3x4/UmAiOqeP9lI/AAAAAAAAIvU/IKThkRAI638/s1600/Idepac02.JPG
Laura Patricia García, directora del IDPAC, y el alcalde mayor de Bogotá, Gustavo Petro. Foto tomada de Notas de Acción.

(Leer artículo anterior) La destitución del Alcalde de Bogotá Gustavo Petro por parte de la Procuraduría General de la Nación ha sido una decisión con claros tintes políticos, planificada por algunos sectores de la derecha colombiana; sin embargo, tampoco debe desconocerse el grado de responsabilidad que tiene la Administración Distrital en el fortalecimiento de las clases dominantes, pues con sus alianzas ha entregado las entidades Distritales a partidos como el de "La U”, como fue el caso de la Secretaría de Movilidad. De la misma manera, el IDPAC, no se salvó de la repartición burocrática.

En lo que respecta al Instituto Distrital para la Acción y la Participación Comunal, IDPAC, el alcalde Petro, el de la “Bogotá Humana”, el pasado mes de octubre, destituyó de tajo y declaró insubsistente a la Directora Aura Daysi Ruiz, sin consultarle y a sabiendas de que se encontraba en “reten pensional”, violentando así sus elementales derechos laborales. Además, sin reconocer ni observar siquiera que esta directora puso al IDPAC en las comunidades barriales, luego de la limitada visión política y social del anterior director José Miguel Sánchez, hoy director/administrador del IDIPRON. El IDPAC, de la mano de la entonces directora, llegó al territorio y junto a varios de sus colaboradores/as, inició algunos procesos de formación y organización popular en torno al agua, el reciclaje y residuaje.

En su reemplazo nombró y posicionó a la “politóloga” Laura Patricia García, recordamos: tercer nombramiento para este cargo en 22 meses de administración y en ninguno de los cambios hubo empalme, lo cual puede tranquilamente ser interpretado, para cualquier despistado, como una muestra más de la inestabilidad e improvisación administrativa que han expresado y denunciado algunos sectores sociales y políticos capitalinos. Esta apreciación puede ser cierta pero no necesariamente por ello debe ser intransigentemente cuestionable y reprochable la administración Petro. Hasta aquí son comprensibles tales debilidades teniendo en consideración la inexperiencia de estos nuevos protagonistas en la cosa pública. Pero.. ¿Quién es esta nueva directora? ¿Y cómo dará fiel cumplimiento al mandato de la Bogotá Humana? Esto ya empieza a oler mal.

Veamos: de pronto no podemos hacerle mucho seguimiento de su trayectoria política ni como administradora pública. Algunos integrantes de un sector de la izquierda que conforma el partido del alcalde mayor, y otros pocos del Polo Democrático, la relacionan como la compañera sentimental del comandante del M-19 y asesinado candidato presidencial de la Republica Carlos Pizarro. Claro, eso no dice mucho, o mejor, nada para este fin, pero igualmente coinciden en señalar su muy limitada visión política y poca capacidad administrativa. Desde inicios de los 90, posterior a la desmovilización e ingreso a la vida civil y política nacional del M-19, la señora Laura García ha ocupó un cargo en la Agencia Presidencial para la Acción Social, durante los 2 gobiernos de Uribe Vélez y los primeros años de Santos (y se le vio en años anteriores militando en el Partido de la U, de Uribe).

Hoy aparece en escena conformando terna del Polo para ocupar tal cargo, pero según integrantes cercanos a la dirección de esta colectividad, el Polo no la terno, es decir, no es oficialmente militante de este partido, lo cierto es que su nombre figuró en la terna presentada al alcalde. Sin embargo desde el primer día del ejercicio de su función le han visitado a su despacho los concejales del Polo, profesor Celio Nieves y Álvaro Argote Muñoz, curiosa coincidencia expresada por algunos empleados de la entidad, que inmediatamente - posterior a dichas visitas -, fueron encaradaos por la Directora Laura García quien se dirigìo a no pocos de sus funcionarios de forma energúmena para exigirles sus cartas de renuncia. ¿Será que el Polo Democrático ha designado a los señores concejales Celio Nieves y al sr. Argote para que acompañen y asesoren con sus “buenos y sabios oficios” a la inexperta directora Laura en su reto de “continuar o enderezar la gestión del IDPAC en sintonía con la Bogotá Humana? ¿O no será más bien, conociéndonos como nos conocemos, que estos cabildantes están haciendo las veces de guardas o “chepitos” del Polo para garantizar el cumplimiento del “pago” burocrático que esta señora, en su nuevo papel de idiota útil, debe hacer ante el partido político que la ternó? En el argot político eso se llama clientelismo, es posible que en el diccionario de la Bogotá Humana, del Progresismo - ahora Alianza Verde - y del Polo, tengan estas prácticas otro significado. Muy mal huele esto, sin duda.

Pero bueno, sigamos. Varios de los trabajadores de planta y contratistas han sentido la presión y el ambiente laboral hostil desde su llegada a la dirección. Algunos de ellos afirman: “existe cacería contra todo lo que huela a Asprilla, y a Aura Ruiz, la directora saliente”. La argumentación para el actuar de estos nuevos “servidores públicos” es que según palabras del alcalde mayor, allí existía un fortín “Asprillista” el cual había que erradicar. Los que se han “salvado” hasta la fecha de esta arremetida, posan de “conciliadoras/es “croactivos” y hacen “cantico” con ella en cuestionar y denigrar de la Directora saliente y de su gestión, incluso algunos de estos personajillos han sido “promovidos” a las Sub-direcciones.

Sumado a este ambiente de presión administrativa y laboral que se cocina en esta entidad, está lo social: la dinámica de trabajo social y organizativo que se venía adelantando en las diferentes comunidades barriales de la ciudad se ha visto gravemente afectada, pues muchos de los compromisos adquiridos con las comunidades no se les han dado continuidad ni cumplimiento, como los casos en la localidad de Usme, algunos sectores de la Localidad de San Cristóbal y comunidad recicladora del sector de Patio Bonito en la localidad de Kennedy. Obviamente en respuesta se ha generado legítima inconformidad por parte de dichas comunidades, para lo cual la directora, y quienes le acompañan, ya en algunos encuentros ha dado muestra de ignorancia frente al tema y no logra ocultar que su estructura personal no encaja con el “sabor popular”. Parece ser que retorna al interior del IDPAC, el ejercicio retorico, academicista e inorgánico que paulatinamente se venía superando con la administración anterior.
 

El pasado mes de octubre y durante la administración de Daysi Ruiz, se llevó a cabo por parte del Departamento Administrativo del Servicio Civil Distrital - en atención al artículo 21 de la Ley 909 de 2004 y el artículo 3 del Decreto 1227 de 2005, y en consecuencia dar cumplimiento a la circular 046 del 18 de diciembre de 2012 acerca de la provisión de varios cargos por contrato temporal - las pruebas respectivas para ocupar 175 empleos temporales. La nueva Directora, Laura García, pretende desconocer tal proceso aludiendo falta de presupuesto en la entidad para dar cumplimiento a este concurso, y para ello, a través de misiva (Rad.DG-689/13) solicitó al Departamento del Servicio Civil Distrital que esta entidad reverse todo el proceso adelantado a la fecha. Esto da muestra del nivel de ignorancia administrativa y legal que padece la actual directora del IDPAC, además de mentir, pues la Directora saliente afirma que sí existe presupuesto para dar cumplimiento al proceso de contratación temporal de las 175 personas seleccionadas. ¿Será que para cubrir esos vacíos de conocimiento que adolece la Sra. Patricia para asumir su cargo fue que nombró un equipo de cuatro asesores y que hacen el trabajo del único asesor que necesitó la directora saliente?


De la Serie "Colombia, Todo Esto Huele Mal."


Si usted desea pautar en nuestra página web y/o redes sociales escribanos a dispronatural@gmail.com