Comunicación Alternativa // ISSN 2145-390X

CUESTIONAN OBJETIVIDAD DE ENCUESTA QUE DEJA A JORGE REY COMO GOBERNADOR DE CUNDINAMARCA

 

Por: El Macarenazoo.
Fecha de publicación: 26 de agosto de 2015.

https://pbs.twimg.com/media/CLRyJXYXAAIUqcW.jpg
Jorge Rey, derecha, junto con el ex gobernador Álvaro Cruz, en el centro, durante el mandato del segundo. La cercanía entre estas dos figuras políticas del departamento es incuestionable. Foto: Archivo particular.


El Estudio de percepción para la Gobernación de Cundinamarca presentado ayer por Cifras & Conceptos genera críticas dado el papel parcial que desempeña esta organización en el departamento.

La
encuesta ubica a Jorge Rey de Cambio Radical como el candidato más votado por los ciudadanos con un 31% de favorabilidad, por encima de su más cercana competidora, Nancy Patricia Gutierrez, que obtuvo un 18% de intención de voto. Sin embargo, la población indecisa es de un 49%. Pese a los números que dejarían a Rey como posible nuevo gobernador, la misma encuesta dice que un 28% de la población tiene una imagen favorable del ex alcalde de Funza (menos de los que aparentemente votarían por él), un 15% desfavorable y un 57% dice no conocerlo.

El hecho de que la firma encuestadora haya dejado a Rey por encima de los otros dos candidatos a la Gobernación de Cundinamarca no generaría mayor molestar de no ser por dos hechos que incidirían en la objetividad de la muestra. 

Primero, Cifras & Conceptos tiene un
contrato vigente con la Gobernación, suscrito en marzo pasado, por un monto de setenta millones de pesos, cuyo objeto es “asesorar a la alta dirección del departamento en el proceso de seguimiento y evaluación de las acciones ejecutadas, a través de instrumentos y estrategias que permitan medir los avances de la gestión del gobierno departamental.” El contrato fue suscrito con el entonces gobernador Álvaro Cruz, indiciado como directo responsable del detrimento patrimonial en la ciudad de Bogotá en el escándalo del carrusel de la contratación, en el cual usó sus influencias para sobornar concejales de la capital y lavar – presuntamente – dinero, junto con su esposa. Cruz, de Cambio Radical, tendría intereses en que su ex funcionario del Idaco (Instituto Departamental de Acción Comunal) y militante de su mismo partido político Jorge Rey lo reemplazara.

Segundo, la financiación del estudio corrió por cuenta de la Constructora Bolívar, al parecer interesada en apoyar económicamente al candidato más opcionado a la Gobernación. El involucramiento de las empresas urbanizadoras en las campañas políticas ha sido una constante en la última década en el departamento, justamente cuando
más creció el área construida principalmente en la sabana de Bogotá, registrando los más altos desafíos ambientales frente a los usos inadecuados del suelo. Pero, el hecho curioso es que la última campaña proselitista de Rey, de hace apenas dos años, en el marco de las elecciones al Congreso, que lo dejaron como representante a la Cámara por Cundinamarca (cargo al que renunció tres meses después por una investigación del Consejo de Estado en su contra), fue financiada mayoritariamente por empresas constructoras.

Según los registros contables de la época, el mayor aportante fue el ex concejal Luís Dairo Rojas, quien entregó un total de 40 millones a la campaña, y quien
fue asesinado el 14 de mayo de 2014. Los otros ingresos “menores” de particulares, y curiosamente de organizaciones con ánimo de lucro (personas jurídicas), fueron Invesrsiones Trogs S.A. (25 millones de pesos), Mediterráneo Holding S.A.S (5 millones de pesos), Proyectos Urbanísticos de Colombia (10 millones de pesos), Inversiones Especializadas en Construcción S.A. (10 millones de pesos) y Metro Vía S.A. (8 millones de pesos + 1 millón 280 mil pesos). Entre estas empresas jurídicas se suma un total de 59 millones 280 mil pesos; todas – directa o indirectamente – participan en los negocios de construcción de urbanizaciones. Según una denuncia recibida por El Macarenazoo en esa época tres empresas donantes funcionarían en la misma dirección y son los constructores de los proyectos Wayra, Moray y Guicalí en el municipio de donde es oriundo Rey, Funza.

El contexto de un contrato en ejecución con la Gobernación de Cundinamarca y una campaña política que históricamente ha sido financiada por empresas ligadas con la construcción, como es el caso de quien encargó la encuesta a Cifras & Conceptos, coloca en duda los resultados, presuntamente amañados, que dejan precisamente a quien sería el ungido por el investigado Cruz como ganador de la Gobernación, Jorge Rey, candidato de Cambio Radical. Por ahora, este nuevo hecho ahonda los cuestionamientos que sobre las firmas encuestadoras se han desarrollado en el país.

 


Si usted desea pautar en nuestra página web y/o redes sociales escribanos a dispronatural@gmail.com