Comunicación Alternativa // ISSN 2145-390X

FUNZA UNO DE LOS MUNICIPIOS DEL PAIS CON MAS AREA CONSTRUIDA EN LA ULTIMA DECADA

Por: Guillermo Andrés Castro Rozo.
Director de El Macarenazoo y veedor ambiental
Fecha de publicación:
26 de mayo de 2015.



Grafica: Guillermo Castro

El Instituto Geográfico Agustín Codazzi (IGAC) determinó que el área construida en Funza (Cundinamarca) aumentó un 155% en los últimos diez años, eso significa que hoy tenemos el doble y medio más de urbanizaciones, casas e industrias construidas que hace una década. Dentro de las razones de este crecimiento están las modificaciones al Plan Básico de Ordenamiento Territorial que han permitido cambiar la vocación del uso del suelo, autorizando construir principalmente urbanizaciones en áreas que hubieran podido ser potencializadas como agrícolas. Lo cual, por inercia, beneficia directamente a los constructores. Según el director del IGAC, Juan Antonio Nieto Escalante, “el precio del metro cuadrado en Bogotá es muy elevado, razón por la cual los inversionistas y constructores tienen sus ojos en estos municipios (de la sabana de Bogotá), que cuentan con zonas para construir, a precios mucho más razonables y con espacios más amplios.” Sin embargo, los avances en infraestructura habitacional no van de la mano con los necesarios en materia de servicios y calidad de vida, como son: vías y movilidad; servicios públicos domiciliarios y tratamiento de residuos domésticos; y cuidado del medio ambiente a través de la protección del ecosistema vegetal, la fauna y el agua del municipio, ausencia que se evidencia con los
arboricidios aprobados por la CAR (Corporación Autonóma Regional de Cundinamarca) a los urbanizadores y un deterioro constante y silencioso del humedal Gualí, así como la erosión y destrucción irreversible de suelos cultivables.


Funza pasó de tener 1'616.016 metros cuadrados de área construida en 2005 a un total de 4'134.313, en este año. Según los usos del suelo, se presupone que una importante cifra de las nuevas edificaciones se realizaron en “área rural”, por lo cual Funza aparece como el cuarto municipio del país con más alto avalúo rural registrado el año pasado, por encima de ciudades como Palmira (Valle del Cauca), y apenas superado por Bogotá, Cartagena y Chía. Para las finanzas funzanas el avalúo oscila en los 3.7 billones de pesos – cerca de Bogotá que registró 4.1 billones – discernidos en los 24.231 predios del área.

Los proyectos de vivienda particulares crecieron a la par de la consolidación de un poder político único, como el de Cambio Radical, que ha gobernado entre los años 2008 – 2011 (Jorge Rey) y 2011 – 2015 (Jorge Enrique Machuca). Dicen las cifras del IGAC que las construcciones se aceleraron en Funza desde el 2010, fecha desde la cual se erigieron en el municipio más del 50% de los nuevos desarrollos urbanísticos. Curiosamente parte de la estrategia de campaña del actual alcalde hace cuatro años consistió en denunciar los nuevos proyectos urbanísticos que presuntamente estaba impulsando su contrincante entonces, Diego Mora, enunciando que no quería que Funza “se soachizara” (en relación a la potencia habitacional del municipio de Soacha, Cundinamarca). Familias locales tuvieron que salir a marchar para decir “no más mentiras, somos de Funza, no de Soacha,” hecho que quedó registrado en la edición impresa del Periódico El Libelo de octubre de 2011. A la postre el gobierno de Machuca ha sido el responsable de generar y aprobar los mayores proyectos urbanísticos de los últimos años, a tal punto que el programa de vivienda pública Altos del Gualí fue señalado como responsable de la deposición de escombros en el cauce del humedal funzano. Por consiguiente la población foránea en Funza ha crecido enormemente, generando los problemas de movilidad, principalmente, con la capital de la República, en donde estudia y trabaja una buena cantidad de los nuevos habitantes.

Al construirse viviendas en lo que antes eran lotes o campo, los avalúos catastrales también subieron: hoy, catastralmente, Funza vale 6 billones; muy por encima de municipios como Cajicá, que cuesta 3,6 billones y Cota, que está en 2,4 billones de pesos.

Si usted desea pautar en nuestra página web y/o redes sociales escribanos a dispronatural@gmail.com