Comunicación Alternativa // ISSN 2145-390X

INGOBERNABILIDAD CONTRATOS POR PRESTACION DE SERVICIOS DE SOLO DOS MESES INCUMPLIMIENTOS ADMINISTRATIVOS Y RETALIACIONES CONTRA MEDICOS LOS CULPABLES DEL PESIMO SERVICIO DE SALUD EN MOSQUERA

Por: El Macarenazoo.
Fecha de publicación: 27 de mayo de 2017.

https://scontent.feoh3-1.fna.fbcdn.net/v/t1.0-9/18268369_10155771591577580_1896333020995647233_n.jpg?_nc_eui2=v1%3AAeG5sRBsh3ycAXmv0InUWKYnDGsRXg_vdGrQY0MAoTEBLpfcMXnOYU7MLuhYxiqKxRWf8-8MK-6hz9VrBu2yGWYXGl3VvbRpzhAE-Gedi9K2Rw&oh=bfb537b147963d05212da45672717761&oe=59E538A0
Médicos del Hospital ESE María Auxiliadora de Mosquera en plantón frente a Urgencias. Ese día ya no tenían contrato y no los dejaron ingresar. Foto: Archivo particular.

La salud en Mosquera, Cundinamarca va de mal en peor por las decisiones de la Gobernación; más la ingobernabilidad en la que se encuentra sumido el municipio por la ausencia del alcalde Emilio Casallas, quien se encuentra en casa por cárcel. De acuerdo a una conversación revelada en las últimas horas, entre los médicos del Hospital de Mosquera y la gerencia administrativa, el gobernador Jorge Rey envío la orden de mantener por medio de contratos por prestación de servicios de sólo dos meses a los trabajadores de los hospitales públicos del departamento. La conversación justamente se origina de las protestas del sector médico de ese municipio, que estaban solicitando garantías laborales, estabilidad en sus puestos de trabajo, y disminución de las excesivas cargas de horas con los pacientes.


En la grabación, la gerente del Hospital, Claudia Eunice Yazo Castañeda, en el argot de la discusión con los médicos, les dice: “por más de que fueran excelentes personas, el gobernador les dijo el 30 (de abril, que se les vencía el contrato), ni siquiera les llamó para decirles “oiga ustedes no van a seguir”, a mí me hizo eso. Y entonces el gobernador tuvo que prescindir de 1000 personas.” De acuerdo a la gerencia del Hospital, en una entrevista concedida a la emisora comunitaria Asoam, el 100% de los trabajadores colaboradores del centro de salud actualmente están bajo la modalidad de prestación de servicios por dos meses.

Antes del primero de mayo, la modalidad, también por prestación de servicios, era de cuatro meses. Sin embargo, en el caso concreto de Mosquera, la orden del gobernador caía muy bien como represalia a los médicos que habían exigido mejoras laborales. Uno de ellos, el médico de apellido Buitrago estableció una demanda al no poder conciliar el pago que se le debía al laborar 700 horas más de su contrato del año rural. Varios médicos decidieron solidarizarse con su colega y realizar la presión respectiva a las directivas. Frente a esta situación, y en el marco de sus conversaciones el 3 de abril, la gerencia sostuvo que se les renovaría el contrato a todos los médicos, excepto al doctor Buitrago: “La renovación de Buitrago no se da (…)”, dijo el subgerente; y el asesor jurídico lo secundó diciendo que “son decisiones administrativas.” De acuerdo a esto, a ese médico en particular no se le renovaría el contrato por exigir sus derechos; sin embargo, a los demás médicos sí se les mantendría. Y el mismo subgerente lo enfatizó. Éste, en la entrevista, ya en este mes, ratificó en Asoam el acercamiento previo con los doctores, detallando que sí había ocurrido el diálogo el 3 de abril en horas de la mañana.

Posterior a este día, de acuerdo con el doctor Ricardo Jerez, quien participó de las exigencias de los médicos, la gerencia “no nos quiso dar la cara, no estuvieron abiertos al diálogo, simplemente se dedicaron a realizar exigencias impositivas tales como: ver pacientes cada 20 minutos, facturar más pacientes sin pensar en la calidad, hacer turnos de 12 horas de manera obligatoria, prohibir el descanso médico aún después de 18 horas de turno, contratos por prestación de servicios cada 2 meses, persecución laboral, etc.” En Asoam, el subgerente evade la responsabilidad y asegura que “hablamos con ellos, inclusive se habló con los médicos que estaban de turno y se les dijo que si iban a continuar, y simplemente la respuesta de ellos, fue no” Añadió, de manera cínica, que días después, posterior a la conversación del 3 de abril, y al ver la persistencia en la exigencia de los médicos iniciaron con un “reclutamiento de hojas de vida”, lo que llevó a citas y entrevistas con los nuevos aspirantes, en donde se les decía que trabajarían “turnos de 12 horas”.

Cuando llegó finales de abril los médicos tuvieron que hacer un plantón frente al Hospital… ¿La razón? Nueve médicos (a los que se les había prometido no despedirlos) amanecieron sin trabajo, porque no se les renovó el ingrato contrato por dos meses…. De acuerdo al doctor Ricardo Jérez la gerencia del Hospital, y en sintonía con lo dispuesto por el gobernador, “deja entrever que cualquier trabajador en salud es de quitar y poner; en donde la palabra no vale nada.” Agregó el médico que “cínicamente nos pidieron papeles para la renovación y en 3 días lograron encontrar el reemplazo; si eso hicieron con nosotros, ¿Qué se puede esperar con los más vulnerables?, los pacientes.”

De acuerdo con la página web de la entidad, la ESE María Auxiliadora pertenece al municipio de Mosquera, pero funge como una entidad descentralizada, sin embargo su junta directiva la encabeza el alcalde municipal, que justo en la ocurrencia de las manifestaciones de los médicos ya estaba en detención domiciliaria, pues es investigado por los delitos de falsedad en documento privado y fraude procesal. Son por lo menos 81 personas las que son contratadas bajo la modalidad de prestación de servicios, y “cuando se contrata el plan de intervenciones colectivas el personal asciende a 124 personas.” Aparte, sólo 13 personas, son de planta, y éstas incluyen justamente a la gerente y al subgerente.

Ver video:


Si usted desea pautar en nuestra página web y/o redes sociales escribanos a dispronatural@gmail.com